Cómo planear para una recaída en el alcohol o las drogas

Generalidades

Dejar de consumir sustancias, tanto si consume alcohol como drogas ilegales o medicamentos recetados, es muy difícil. Muy pocas personas lo consiguen la primera vez que tratan de hacerlo. Es probable que se produzca un lapsus o una recaída.

  • Un lapsus es la primera vez que vuelve a consumir una droga o alcohol después de haber dejado el hábito. O pueden ser episodios de consumo breves en momentos posteriores.
  • Una recaída es no poder mantenerse limpio o sobrio con el paso del tiempo. Puede ocurrir si tiene una serie de lapsus en poco tiempo o un lapsus que conduce a un mayor consumo de drogas o alcohol durante un período más prolongado. Es más probable que ocurra unos meses después de haber dejado de consumir drogas o alcohol.

Un lapsus o una recaída no significa que usted o el tratamiento hayan fracasado. Puede significar simplemente que se ha equivocado. Si este es su caso, acepte el error y siga adelante. Trate de averiguar por qué tuvo una recaída. Después, haga cambios en su vida para que no vuelva a ocurrir. También es posible que necesite más tratamiento, otro tipo de tratamiento o más tiempo en grupos de apoyo como Narcóticos Anónimos o Alcohólicos Anónimos.

Es posible que tenga varias recaídas, tanto si ha intentado dejar de consumir sustancias por su cuenta como si ha tenido tratamiento. A medida que pasa el tiempo, las recaídas suelen ocurrir con menos frecuencia y son más breves. Algunas personas nunca tienen una recaída.

¿Qué puede desencadenar una recaída?

Los desencadenantes son factores que podrían provocarle una recaída en el alcohol o en drogas ilegales o medicamentos recetados. Estos pueden incluir:

  • Determinadas personas. Encontrarse con personas con las que bebía o consumía drogas podría desencadenar recuerdos y el deseo de volver a consumir alcohol o drogas. Si se reúne con estas personas, podrían alentarlo a consumir alcohol o drogas.
  • Determinados lugares. Entrar en un bar, en la casa de un amigo o ir a un parque donde bebía o consumía drogas podría desencadenar un antojo. Incluso estar en el mismo tipo de área podría provocar antojos.
  • Determinadas cosas. Podría relacionar objetos con el consumo de alcohol o drogas. Por ejemplo, ver una jeringa o una pipa para fumar piedra (crack) podría desencadenar recuerdos.
  • Determinadas fechas. Determinados días u horas del día, días festivos o el clima podrían desencadenar un antojo. Depende de sus recuerdos del consumo de alcohol o drogas.
  • Determinados olores, sonidos y sensaciones. El olor de la droga, el cigarrillo o un alimento podría ser un desencadenante. Un día lluvioso, una canción o un programa de televisión también podrían provocar un antojo.
  • Estrés. El estrés es un desencadenante importante. Cualquier situación en la que sienta estrés aumenta las probabilidades de una recaída.
  • Determinadas situaciones. Las actividades sociales, las fiestas o estar solo también podrían hacerle pensar en tomar un trago o buscar drogas.

Puede ser útil anotar los desencadenantes y pensar en ellos. ¿Hay algunos que tengan más probabilidades de provocar una recaída que otros? Evalúe los desencadenantes desde los más propensos a provocar una recaída hasta los menos propensos a provocar una recaída.

Ahora puede elaborar un plan para gestionar los desencadenantes. Es posible que deba evitar ciertas situaciones o personas o mantenerse alejado de un lugar o actividad favoritos. Si sabe que no puede evitar un desencadenante, lleve a un amigo para que lo apoye.

¿Cómo puede lidiar con una recaída?

Si comienza a consumir drogas o alcohol de nuevo, siga estos pasos.

  • Deje de beber o consumir la droga inmediatamente.

    Deshágase de la sustancia. Viértala por el fregadero o tírela al inodoro. Aléjese de la situación en que se encuentra.

  • Mantenga la calma.

    Recuerde su plan acerca de qué hacer si tiene un lapsus o una recaída. Recuérdese a sí mismo lo duro que ha trabajado para mantenerse sobrio o limpio.

  • Obtenga apoyo de inmediato.

    Llame a las personas enumeradas en su plan de recaída o vaya a los lugares que detalla su lista.

  • Piense en lo que ocurrió.

    Cuando haya dejado de beber o consumir drogas, averigüe qué provocó su recaída. Piense en cómo puede evitar que ocurra de nuevo. Ponga esto en su plan.

Créditos

Revisado: 8 noviembre, 2021

Autor: El personal de Healthwise
Evaluación médica:
Adam Husney MD - Medicina familiar
Martin J. Gabica MD - Medicina familiar
Kathleen Romito MD - Medicina familiar
Peter Monti PhD - Alcohol y Adicción
Christine R. Maldonado PhD - Salud de la Conducta