Pulsioxímetro

Un pulsioxímetro es un dispositivo que mide cuánto oxígeno transporta la sangre. Es una manera rápida y sencilla de conocer esta información sin usar una aguja para obtener una muestra de sangre.

Por lo general, se coloca una pequeña pinza en la punta del dedo. (A veces se coloca en el dedo del pie o en el lóbulo de la oreja). El dispositivo proyecta un haz de luz a través de la piel. Calcula el nivel de oxígeno midiendo el porcentaje de sangre que transporta oxígeno. El nivel de oxígeno (o saturación de oxígeno, SpO2) se muestra en la pantalla.

Los pulsioxímetros se usan en consultorios médicos y hospitales. El médico podría considerar que es una buena idea que algunas personas usen uno en casa. Esto puede incluir a personas que tienen una afección que impacta sus niveles de oxígeno. Entre los ejemplos se incluyen personas que tienen problemas cardíacos o pulmonares a largo plazo o una infección como COVID-19.