romiplostim

Marca: Nplate

¿Cuál es la información más importante que debo saber sobre romiplostim?

El uso de romiplostim puede aumentar su riesgo de desarrollar cáncer en la sangre, especialmente si usted tiene un síndrome mielodisplásico (a veces llamado "preleucémica").

Romiplostim también puede aumentar el riesgo de un coágulo sanguíneo o un accidente cerebrovascular. Llame a su médico de inmediato si tiene signos de un coágulo sanguíneo, como entumecimiento repentino o debilidad en un lado del cuerpo, dolor en el pecho, problemas con el habla o equilibrio, calor o hinchazón en un brazo o pierna.

Usted necesitará pruebas de sangre frecuentes y su tratamiento con romiplostim puede retrasarse o interrumpirse en función de los resultados.

¿Qué es romiplostim?

Romiplostim se usa para prevenir episodios de sangrado en pacientes con púrpura trombocitopénica crónica inmune (ITP, por sus siglas en inglés), un desorden que provoca sangrados a causa de deficiencia de plaquetas en la sangre.

Romiplostim es para uso en adultos y niños que tienen al menos 1 año de edad.

Romiplostim no cura ITP y no aumentará los niveles de plaquetas si sufre de esta condición.

Romiplostim usualmente se administra después que otros tratamientos fallaron.

Romiplostim puede también usarse para fines no mencionados en esta guía del medicamento.

¿Qué debería discutir con el profesional del cuidado de la salud antes de recibir romiplostim?

Usted no debe usar romiplostim si es alérgico a éste.

El uso de romiplostim puede aumentar su riesgo de desarrollar cáncer en la sangre, especialmente si usted tiene un síndrome mielodisplásico (trastorno de insuficiencia de la médula ósea, algunas veces llamado "preleucémica"). Hable con su doctor si usted tiene alguna preocupación acerca de éste riesgo.

Dígale a su médico si alguna vez ha tenido:

  • cáncer de la sangre o la médula ósea como leucemia, o síndrome mielodisplásico;
  • problemas de sangrado o un coágulo de sangre;
  • cirugía para extirpar el bazo; o
  • enfermedad del hígado.

No se conoce si esta medicina causará daño al bebé nonato. Dígale a su médico si usted está embarazada o planea quedar embarazada.

Si usted está embarazada, su nombre tal vez sea enlistado en un registro de embarazos para seguir los efectos de romiplostim en el bebé.

Usted no debe amamantar mientras usa romiplostim.

¿Cómo se administra romiplostim?

Romiplostim se inyecta bajo la piel, usualmente una vez por semana. Un profesional del cuidado de la salud le administrará esta inyección.

Puede llevarle hasta 4 semanas de uso de romiplostim antes de que sea efectiva para prevenir eventos de sangrado. Siga recibiendo este medicamento como indicado. Hable con su médico si tiene algún moretones o hematoma o episodios de sangrado después de 4 semanas de tratamiento.

El uso a largo plazo de romiplostim puede causar efectos dañinos en su médula ósea, lo que puede resultar en graves trastornos de las células sanguíneas. Usted va a necesitar exámenes de sangre con frecuencia. Su tratamiento con romiplostim puede retrasarse o interrumpirse permanentemente en función de los resultados.

Después de que deje de usar romiplostim, el riesgo de sangrado puede ser aún mayor de lo que era antes de empezar su tratamiento. Sea muy cuidadoso para evitar cortaduras o lesiones por lo menos durante 2 semanas posteriores a la suspensión de romiplostim. Habrá que examinar su sangre semanalmente durante este tiempo.

¿Qué sucede si me salto una dosis?

Llame a su médico para recibir instrucciones si usted pierde una cita médica para su inyección de romiplostim.

¿Qué sucedería en una sobredosis?

Busque atención médica de emergencia o llame a la línea de Poison Help al 1-800-222-1222.

¿Qué debo evitar mientras recibo romiplostim?

Evite actividades que pueden aumentar su riesgo de sangrado o herida. Use cuidados extras para prevenir el sangrado mientras se afeita o se lava los dientes.

¿Cuáles son los efectos secundarios posibles de romiplostim?

Busque atención médica de emergencia si tiene signos de una reacción alérgica: ronchas; dificultad para respirar; hinchazón de la cara, labios, lengua, o garganta.

Llame a su médico de inmediato si usted tiene:

  • signos de una infección en el oído (más común en los niños) --fiebre, dolor o sensación de que su oído está lleno, problemas de audición, drenaje del oído, inquietud en un niño;
  • signos de accidente cerebrovascular --entumecimiento o debilidad repentina (especialmente en un lado de su cuerpo), dolor de cabeza severo, habla arrastrada, problemas con el equilibrio;
  • signos de un coágulo sanguíneo en el pulmón --dolor de pecho, tos repentina, sibilancias, respiración rápida, tos con sangre; o
  • signos de un coágulo sanguíneo en su pierna --hinchazón, calor, o rojez en un brazo o pierna.

Efectos secundarios comunes pueden incluir:

  • moretones;
  • dolor de cabeza;
  • mareo;
  • dolor de las articulaciones, debilidad muscular o sensibilidad;
  • dolor en sus brazos, piernas, u hombro;
  • entumecimiento o hormigueo en sus manos o pies;
  • dificultad para dormir;
  • dolor de estómago, indigestión, náusea, vomito, diarrea;
  • tos, sibilancias, opresión en el pecho, dificultad para respirar;
  • nariz congestionada, estornudo, dolor de sinusitis; o
  • dolor en la boca y la garganta.

Esta lista no menciona todos los efectos secundarios y puede ser que ocurran otros. Llame a su médico para consejos médicos relacionados a efectos secundarios. Usted puede reportar efectos secundarios llamando al FDA al 1-800-FDA-1088.

¿Qué otras drogas afectarán a romiplostim?

Otras drogas pueden afectar a romiplostim, incluyendo medicinas que se obtienen con o sin receta, vitaminas, y productos herbarios. Dígale a su médico todas las medicinas que usa, y cualquier medicina que comience o deje de usar.

¿Dónde puedo obtener más información?

Su médico o farmacéutico le puede dar más información acerca de romiplostim.

Recuerde, mantenga ésta y todas las otras medicinas fuera del alcance de los niños, no comparta nunca sus medicinas con otros, y use este medicamento solo para la condición por la que fue recetada.

Se ha hecho todo lo posible para que la información que proviene de Cerner Multum, Inc. ('Multum') sea precisa, actual, y completa, pero no se hace garantía de tal. La información sobre el medicamento incluida aquí puede tener nuevas recomendaciones. La información preparada por Multum se ha creado para uso del profesional de la salud y para el consumidor en los Estados Unidos de Norteamérica (EE.UU.) y por lo cual Multum no certifica que el uso fuera de los EE.UU. sea apropiado, a menos que se mencione específicamente lo cual. La información de Multum sobre drogas no sanciona drogas, ni diagnóstica al paciente o recomienda terapia. La información de Multum sobre drogas sirve como una fuente de información diseñada para la ayuda del profesional de la salud licenciado en el cuidado de sus pacientes y/o para servir al consumidor que reciba este servicio como un suplemento a, y no como sustituto de la competencia, experiencia, conocimiento y opinión del profesional de la salud. La ausencia en éste de una advertencia para una droga o combinación de drogas no debe, de ninguna forma, interpretarse como que la droga o la combinación de drogas sean seguras, efectivas, o apropiadas para cualquier paciente. Multum no se responsabiliza por ningún aspecto del cuidado médico que reciba con la ayuda de la información que proviene de Multum. La información incluida aquí no se ha creado con la intención de cubrir todos los usos posibles, instrucciones, precauciones, advertencias, interacciones con otras drogas, reacciones alérgicas, o efectos secundarios. Si usted tiene alguna pregunta acerca de las drogas que está tomando, consulte con su médico, enfermera, o farmacéutico.

Copyright 1996-2021 Cerner Multum, Inc. Version: 6.01. Revision date: 2/1/2021.